<  W  H  O    I  S    W  H  O  


.G. H. Porcayo.

......................

"El Cristo-

recepcionismo es

la religión de

moda y Asfódelo

su recipiente"

......................

 

. Azoth, web futurista mexicano.

......................

"Asfódelo es

una Inteligencia

Artificial fallida,

de eso no me

cabe duda"

 

......................

 

 

.

Gerardo Horacio Porcayo
Autor de la novela cyberpunk mística "La primera calle de la soledad"
 
"En cuestiones de fe, los daños pueden ser
irreversibles"

Ante la poca esperanza de un futuro promisorio y la nada envidiable situación actual de los países del tercer mundo, surge una actitud contestataria y dura, que echa por tierra los buenos deseos y las sociedades utópicas tan comunes a los relatos de Ciencia Ficción. El nombre mismo resulta un rompimiento con el sistema de tipificación de protagonistas como héroes y villanos, ya sólo nos encontramos con personas con distintas motivaciones y separadas entre sí por las simpatías del autor y del lector hacia cada uno de ellos... Nacen así, los antihéroes del futuro inmediato, las fieras huestes de los CYBERPUNKS.

Por Fco. Javier Barriopedro

Es esta corriente literaria, la que se ha visto redescubierta por un puñado de autores mejicanos con diferentes aproximaciones y, en algunos casos, con interesantes opiniones y visiones sobre la Inteligencia Artificial, que es el tema que por el momento nos ocupa.Gerardo Horacio Porcayo, es a un tiempo el primero y más vituperado de estos autores. En su novela "La Primera Calle de la Soledad" podemos apreciar lo que será la estética del cyberpunk mejicano y una de las más inquietantes imágenes de la Inteligencia Artificial. Con una trama que coquetea en forma constante con muchos de los elementos utilizados en "Neuromancer" por William Gibson, Gerardo H. Porcayo se atreve a relatarnos una maquiavélico plan para controlar a las masas a través de un dispositivo de Inteligencia Artificial que se cree dios, juez y salvador de los selenitas, apostados en sus miserables y laberínticas colonias, y divididos entre ellos por sectarismos y una frustración evidente ante su condición de seres humanos de cuarta por haber nacido fuera de la Tierra.

El Cristorrecepcionismo es la religión de moda y Asfódelo, su recipiente. Que se sale de todo control imaginable ya que, en su condición de dios, desea dar la gloria a todo ser humano... Error de programación de cualquier dios.En pláticas sostenidas con Gerardo H. Porcayo, varias hasta la fecha y más por venir, hemos comentado las motivaciones que tuvo para crear a Asfódelo. He aquí lo que, hasta la fecha, he podido obtener de sus escuetas respuestas.

Resulta extraño analizar los motivos de un dios condenado, así que explícame, por favor, que te llevó a idear a tan trágica figura.

Soy creyente, siempre lo he sido. Desde pequeño estoy convencido de la existencia de Dios y practico los ritos inherentes a mi fe junto con mis padres, cuando voy de visita. Sin embargo, también conozco el desencanto que puede producir una vida repleta de fe, pero que sólo concibe a la religión, cualquiera que esta sea, como la única forma de canalizarla.

Entonces, ¿ves una trampa mortal en la fe ciega?

No lo llamaría trampa mortal. Yo diría que es una debilidad terrible, pero excusable. Todo ser humano necesita creer en algo. Los más, cuando su situación los rebasa o el fanatismo les arroba y se les desborda, vuelven a la práctica religiosa, una forma absoluta de vida.

Y, por supuesto, existen los que quieren sacar provecho de esto.

Como en todo. El grave problema es que en cuestiones de fe, los daños pueden ser irreversibles.

¿Cómo en los instantes finales de tu novela?

Sí, algo por el estilo.

Es aquí donde me pregunto, ¿Asfódelo es un dispositivo de control, un ente desquiciado o una Inteligencia Artificial fallida? (Largo silencio entre cuatro bocanadas de humos de cigarrillos "Alitas sin filtro" y un largo trago de cerveza "Sol" clara).

Todos a la vez. Como cualquier otro personaje o individuo, cumple diferentes funciones a lo largo de su existencia. Quizá fue creado como un dispositivo de control, pero creció conforme su control aumentaba. Se desquicia por la gran cantidad de poder que obtiene y porque se sabe poderosa. Es una Inteligencia Artificial fallida, de eso no me cabe duda.

¿Por qué?

Porque está creada por un hombre. Imita la inteligencia de un sólo hombre, no la inteligencia humana.

Gracias. Ya platicaremos más al respecto. De momento, me he quedado sin pasta para seguir con las cervezas...

Más información

Gerardo Horacio Porcayo