.

 ......

Por Mikel
Amigot
 
Mikel Amigot es director de la Brujula.net y presidente de IMSSA (empresa especializada en medios on-line)
 
 
¿Quieres mandarle un e-mail?

 

 

 

Emprendedores web, inversores y empresas tradicionales
El First Tuesday congregó más de 600 profesionales
24-11-99
 
Un ejemplo clásico para explicar la revolución de Internet, que citaba hace unas fechas un compañero de El Mundo (Alberto de las Fuentes), es el de la "Chicago Ice Company", una empresa hegemónica, a principios de siglo, en el negocio de la fabricación y venta de hielo. De pronto, se inventó el frigorífico, y los gestores de la Chicago Ice Company, tranquilos por su inmensa fortaleza financiera, abordaron el fenómeno invirtiendo en transporte, puntos de venta y publicidad. Reemplazaron sus coches de caballos por vehículos de motor y aumentaron el número de establecimientos. Así, llegarían antes al cliente y estarían todavía más próximos a él. Además, redujeron costes de transformación, abarataron los precios del producto y lanzaron numerosas promociones. La receta parecía suficiente para hacer frente a un artilugio, el refrigerador, caro, incierto y exclavizante, según la tesis de los gestores de la época. ¿Qué sucedió? La Chicago Ice Company sólo ha conservado el honor
de erigirse en un "case study". Se hundió porque no entendió que su negocio no consistía en fabricar y distribuir hielo. ¡Su negocio era vender frío!
.........................

A qué se dedica, verdaderamente, su empresa? Barnes & Noble, la librería por antonomasia de Estados Unidos, despreció, en su día, a Jeff, Bezos y su idea de Amazon cuando empezó a despachar ejemplares en un almacén de Seattle. El dinero que se ha gastado para tratar de alcanzar a Amazon es asombroso; pues bien, nunca alcanzará a la primera librería de Internet. ¿Y Cisco, una compañía que hace pocos años no contaba? ¡Y tantas otras! Internet es una bomba de neutrones en la base del sistema económico. Ahora vivimos en la prehistoria, todavía frotándonos los ojos sumidos en la incredulidad. La banca, la información, el comercio, el ocio, todo está en revisión. Muchas empresas están ya condenadas, aunque no se hayan percatado, a la extinción. Es patético comprobar cómo los gigantes que mueven la economía dilapidan ingentes sumas en protegerse del cambio. Lanzan continuos mensajes de desánimo a los nuevos emprendedores web. Les recuerdan, a cada minuto, que sin miles de millones en el bolsillo no son nadie. Los medios colaboramos, estúpidamente, en extender esta idea. El resultado: muchos emprendedores se lo creen y se anulan a sí mismos.

Supervivencia

Las empresas tradicionales que aspiren a la supervivencia han de responder a una pregunta esencial: ¿Cuál es mi negocio? Por ejemplo: una empresa ferroviaria no puede pensar que su negocio es llevar a viajeros en trenes. No, ha de pensar que su dedicación es transportar personas, sea por el medio que sea. Eso llevaría, por ejemplo, a que Renfe hubiera adquirido Iberia hace años. Como ambas eran compañías públicas y no competían entre sí, no sucedió nada. Pero con Internet la cosa cambia.

Cualquiera puede ser un competidor. Dos chavales con un Linux plantean más guerra que un equipo de profesionales especialistas en la creación de portales (Sin ir más lejos, el equipo multimillonario de Jazztel-Ya.com no fue capaz ayer de mantener abierto su portal, por problemas con su carísimo sistema de programación basado en "Cold Fusion", cuando hubiera bastado un Apache sobre Linux con PHP3 y un MySQL). Es una cuestión de conocimiento, y de voluntad, antes que de dinero.

Estamos a un 10 por ciento (por decir una cifra) de lo que será Internet. De poco, o de nada, sirven las previsiones. Quienes hace pocos meses aparecían poco menos que mendigando por las esquinas, hoy son presentados como multimillonarios. Ni antes ni ahora es así. Los periodistas tanteamos la realidad creando titulares y argumentos. Hace no mucho tiempo nos sorprendió la iniciativa de una empresa tradicional, Air Europa, que anunciaba la información en su web, sobre el estado de los vuelos, colocará ofertas de última hora, subastará plazas y permitirá reservas directas a través del teléfono móvil, entre otras utilidades. Juan José Hidalgo, un empresario a la antigua usanza, pero con una sorprendente agilidad mental y sabiduría de ventas, auguró que el comercio online retraerá sus ventas en un año en un 5 o 6 por ciento. Air Europa, una de las pocas compañías aéreas europeas "solteras", asume que Internet, de momento, le genera pérdidas, pero lejos de inquietarse, lo asume, se centra en su negocio y sin aguardar a inesperados competidores, invierte tratando de adelantarse a lo inevitable.

¿Quién ganará?

¿Y quién ganará? Lo más divertido de la nueva situación es que, en la incertidumbre, inversores acaudalados tropiezan, frente a frente, con emprendedores de sana ambición. Durante la reunión del First Tuesday en Madrid y Barcelona se congregaron más de seiscientos profesionales (380 en la capital del Estado y unas trescientas personas en Barna). En Madrid, había, por ejemplo, un 60 % de emprendedores, un 15 % de inversores y un 25 % de analistas, consultores y periodistas. El número final de asistentes, que en la primera reunión de septiembre había sido de 184 personas, rompió las previsiones. La posibilidad de acudir al acto libre y gratuitamente (bastaba y basta con inscribirse en la página; la próxima reunión estaba prevista para el 2 de noviembre, primer martes de mes) provocó citas espontáneas e intercambios de tarjetas, en todo un símbolo de la nueva situación. ¿Cuándo antes un simple internauta había tenido frente a sí a un directivo con un billón de pesetas para invertir, como es el caso de 3igroup.com? Estamos en la antesala de un nuevo sistema económico. Los actores de la función están aún sin determinar, y aunque algunas compañías se esfuercen en transmitir la idea de que "todo está atado y bien atado", lo cierto es que en Internet la novedad y la sorpresa nos asalta a cada paso.

.Jeff Bezos.

 

"Dos chavales

con un Linux

plantean más

guerra que

un equipo de

profesionales

especialistas en

la creación

de portales"

 

 

. Una idea en Internet.

 

............

Suscríbete

¡Es gratis!

 

............